Una madre sobre protectora

Este es el segundo relato de lo que puede considerarse una trilogía ya que la protagonista es la misma persona. En el anterior relato Ana debe acceder a las perversiónes de un hombre para salvar la integridad de su hija y ahora deberá salvar la de su hijo acosado por unos matones de su clase.

Ana estaba en la cocina tomándose un cafe mientras terminaba de recoger los platos y preparaba la merienda para su hijo David que estaba apunto de llegar de clase y se tendría que marchar rápidamente a su entrenamiento de futbol.En ello estaba cuando escucho cerrarse la puerta de casa y unos rápidos pasos subían las escaleras de acceso al piso de arriba donde estaban las habitaciones.Ana se extraño porque siempre entraba a la cocina para saludarla.Subio las escaleras y llego a la habitación de su hijo

A: Pero hijo que te ha pasado estas todo magullado y sangrando

D: Nada, vete porfavor

A: David no me voy a ir hasta que no me digas que te ha pasado

D:No es nada mama estoy bien solo que tenido una pelea

A: Una pelea pero si te han pegado una paliza

D: De verdad mama estoy bien solo me peleado con un chico de mi clase y sus hermanos se han metido ayudarle

A: Mañana iré al colegio y hablaré con el director

D: No mama porfavor no lo hagas sino todos se reirán de mi, de verdad dejalo.

David cogió la mochila, bajo a la cocina y cogió la merienda y se marcho al entrenamiento. Ana se quedó pensativa en casa pero tomo la decisión de ir hablar con el director a pesar de que su hijo le había pedido que no lo hiciera.

A la mañana siguiente hicieron la rutina diaria. Desayunaron juntos, el marido se marcho a trabajar y los hijos al colegio.Ana se quedó terminando las tareas de la casa, se ducho, se vistió y se marcho al colegio.Cuando llego allí hablo con la secretaría para pedir cita con el director y esta la hizo pasar a su despacho.

A: Buenos días soy la madre de David Cruz de segundo de bachillerato. Vera mi hijo llegó ayer a casa todo ensangrentado y lleno de magulladuras y me contó que había tenido una pelea.

Director: Pues vera no tenemos conocimiento de que ayer hubiera ninguna pelea dentro dentro de las instalaciones. Si se hubiera producido dentro del colegio podríamos tomar medidas pero si ha sido fuera esto ya es cosa de la policia.

A: Pero no puede castigar a los culpables?

Director: Ya le digo si fuera por el colegio tomaríamos las medidas precisas y expulsariamos a los culpables.

A: Pero sabe quienes son los culpables?

Director: Si son los hermanos Fernández unos trillizos bastante conflictivos que tienen un largo expediente de antecedentes y que han pasado por varios colegios.

A: Al menos me puedes dar su dirección y hablaré con sus padres.

El director escribió en un papel la dirección de los chicos y se la entrego. Ana salio del colegio y escribió la dirección en su móvil y gracias al GPS pudo localizarla enseguida.Llego al edificio y aprovechando que salía un vecino, subió las escaleras y llego al segundo piso donde llamo a la puerta.

Ana: Hola soy la madre de David, el chico al que pagasteis ayer, estan tus padres?

Juan: No, estan trabajando, que quieres?

Ana entro en el piso, llego hasta el comedor donde estaban Oscar y Miguel jugando a la videoconsola.

Juan: Tios es la madre del pringao

A: Oye habla de mi hijo con respeto

M: Señora su hijo es un pringao

A: Mira os advierto que sino dejáis a mi hijo en paz avisare a la policía y con el expediente que tenéis acabareis en un reformatorio

M: Mire señora no tiene pruebas de que hayamos sido nosotros y si avisa a la policía su hijo correrá peligro.

Ana estaba hablando cara a cara con Miguel y Oscar y no sé dio cuenta de que Juan se puso detrás de ella y le cogió los brazos por detrás para inmovilizada.

A: Que hacéis?

M: Mire señora esto no va a quedar así, ha venido a nuestra casa y nos ha amenazado.

A: Que queréis dinero,cuanto.?

M: No queremos dinero, queremos divertirnos

A: No te entiendo que queréis de mi?

M: Follarte

A: Queréis follarme?

M: Eso es

A: Esta bien pero tenéis que dejar en paz a mi hijo.

M: Desnudate

Ana empezó a desabrocharse los botones de la blusa, ante los tres hermanos aparecieron unas tetas de la talla 115 enfundadas en un sujetador de color azul.Seguidamente se empezó a quitar las botas mosqueteras que llevaba puestas y seguidamente los vaqueros. Se quedo solo vestida con un conjunto de sujetador y tanga de color azul.

M: Quitate todo y vuelve a ponerte las botas.

Mientras ella hacia lo que Miguel le había dicho los chicos se pusieron alrededor de ella y se bajaron los pantalones y los calzoncillos.Ante Ana aparecieron tres jóvenes pollas de 20 centímetros en estado de reposo y bastante anchas.

M: Chupanoslas

Ana se puso de rodillas cogió las pollas de Oscar y Juan con sus manos y se metió la de Miguel en la boca.Estuvo durante una hora masturbando a los muchachos, iban cambiándose entre ellos cada uno paso tres veces por la boca y las manos de ella.Todos también estuvieron chupandole un buen rato las tetas que quedaron totalmente cubiertas de babas y de mordiscos.

M: Vamos a la cama

Los tres se dirigieron a la habitación de los padres y allí le ordenaron a Ana a tumbarse en la cama boca arriba. El primero en tomar la iniciativa fue Miguel que le empezó a comer el coño mientras Juan le metia la polla en la boca y ella masturbaba a Oscar.Ana no paraba de gemir ante la excitacion que le estaban produciendo los tres hermanos.

A: Uf ah cabrones que buenos sois me estáis matando de placer.

M: Te gusta zorra?

A: Me encanta

M: Pues esperate que viene lo mejor, incorporate y date la vuelta. Oscar tumbate en la cama y ella que se ponga encima tuyo.

A: No estaréis pensando en follarme todos a la vez

M: Eso es

A: Chicos de uno en uno vale pero los tres a la vez no.

M: Tu misma sino lo haces lo pagara tu hijo

A: Vale esta bien pero despacio vale

Oscar estaba tumbado en la cama con su polla apuntando hacia el techo.Ana se puso encima de el y cogiendo su polla la guio hacia la entrada de su coño y haciendo un pequeño movimiento de cadera se la ensarto hasta el fondo de su coño y estuvo cabalgandolo hasta que noto en su espalda el aliento de Miguel y se preparo para lo que venia.Miguel entro con fuerza en su culo lo que hizo que Ana emitiera un alarido como su de un animal se tratase. Juan aprovecho que Ana tenia la boca abierta para meterle la polla hasta el fondo de su garganta.

Estuvieron tres horas más follando en la que los tres hermanos pasaron varias veces por los tres agujeros de ella y Ana perdió la cuenta de los orgasmos que tuvo.Una vez que acabaron estuvieron un rato tumbados juntos en la cama. Ana se levantó y empezó a vestirse .

A: Bueno ya tenéis lo que queriais, vais a dejar a mi hijo en paz?

M: Si tranquila lo dejaremos en paz pero de vez en cuando nos tienes que hacer una visita

A: De acuerdo

Ana le dio un apasionado beso a cada uno de los chicos y salio del piso con la tranquilidad de que su hijo no sufriría más acoso escolar